Otro nuevo caso de administración fraudulenta complican la gestión del Intendente de Pilar Nicolás Ducoté. Esta vez se trata de $100 millones que el jefe distrital recibió en el marco del Plan Hábitat firmado con Nación, y que deberían haberse destinado a obras en el barrio Monterrey, ubicado en la localidad de Derqui. Desde la oposición y los propios vecinos del barrio aseguran que las obras no están.

La denuncia fue presentada por el Frente Pilarense, el principal bloque opositor, en el marco de la Rendición de Cuentas: «Volvimos a descubrir que la gestión de Ducoté desvía fondos y administra el dinero de los pilarenses de forma fraudulenta», disparó la concejal Paula González. Y agregó: «El gobierno de Ducoté va a tener que explicar una vez más qué pasó con la plata y con las obras. No se puede jugar con la ilusión de la gente».

La denuncia detalla que el municipio abonó $87,4 millones de pesos a la empresa contratada para la realización de las obras y expresa que «Habiendo transcurrido 18 meses del plazo de finalización de obra, se puede ver que en Monterrey no existe una sola mejora». Además, describe que el convenio incluía obras de bacheo, construcción de dos corredores aeróbicos, 4 plazas, red de desagües pluviales, la red de distribución de agua, la construcción de red cloacal y alumbrado público led.

«Estamos hablando de un monto que debería haber transformado radicalmente la vida de los vecinos de Monterrey. No se explica cómo este sigue siendo un barrio adonde las ambulancias no pueden entrar, con plazas que a los vecinos les da miedo ir cuando anochece o donde todavía no llegan los servicios por falta de obras de infraestructura», afirmó la edil del bloque Frente Pilarense.

La denuncia agrega que “en el transcurso del año 2017 según se desprende de la rendición de cuentas municipal habrían ingresado $109 millones al municipio bajo el código Obras Infraestructura y Fortalecimiento del barrio Monterrey”. Sin embargo, párrafo siguiente expone que para el año 2018, se registraban $99 millones, sin explicación de la disminución de los recursos. Al respecto, la edil dijo que “Nos gustaría saber a dónde fueron a parar esos $10 millones, que desaparecieron de un año al otro sin que se hiciera ni una sola obra».

Refiriéndose al caso de Peruzzotti, que salió a La Luz días atrás, y por el que la Justicia viene investigando la gestión del Intendente macrista ya que también se registró un manejo ilícito de los fondos, González declaró: «Aunque el Intendente insista con negarse a hablar de estos casos nosotros no nos vamos a callar. Vamos a insitir en el pedido de explicaciones». Y expresó: «En nombre de todos los vecinos que sienten que Ducoté les da la espalda, que ven que la plata que debería cambiarles su realidad se pierde en un agujero negro, vamos a seguir pidiendo las respuestas que se merecen».

La concejal concluyó: «Hay muchas preguntas que el Intendente debe responder. Esperamos que esta vez no se esconda».