viernes 23 de febrero de 2024 - Edición Nº1906

Provincia

COMEDORES

El gobierno bonaerense reforzó las entregas de comida

En el primer trimestre Axel Kicillof destinará más de 36 mil millones de pesos en ayuda alimentaria.



Ante una situación socioeconómica que alarma a intendentes y funcionarios de la provincia de Buenos Aires, municipios del conurbano bonaerense refuerzan la ayuda alimentaria entre la población más vulnerable por una mayor demanda de comida.

Desde la gobernación bonaerense reconocieron que el último mes reforzaron las partidas de alimentos destinados a alcaldías del conurbano “por la falta de asistencia del Ministerio de Capital Humano -reemplazó a la cartera de Desarrollo Social- como venía sucediendo con el gobierno anterior”. La frase utilizada por funcionarios de Axel Kicillof fue que los servicios a comedores populares y escuelas: “Se sostiene y refuerza”. Y remarcaron que “hasta ahora, desde el gobierno nacional no enviaron partidas alimentarias”, informó Infobae

De hecho, en enero, a través del programa Módulo Extraordinario para la Seguridad Alimentaria (MESA), que alcanza a más de dos millones de familias de niños, niñas y adolescentes que asisten a los 11 mil comedores escolares que funcionan en los establecimientos educativos incluidos en el Servicio Alimentario Escolar (SAE) se realizó una doble entrega en diciembre, correspondientes a los meses de diciembre y enero.

Según fuentes del Ministerio de Desarrollo de la Comunidad, a cargo de Andrés Larroque, “la inversión en los meses de diciembre, enero y febrero asciende a $36.000 millones aproximadamente”.

¿Qué es el MESA?

El MESA (Módulo Extraordinario para la Seguridad Alimentaria) es un programa bonaerense pero que en parte era financiado por el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación. Desde el 10 de diciembre, el subsidio no reintegrable se cortó. En 2022 esa ayuda financiera fue de 16 mil millones de pesos y el año pasado casi se duplicó.

 

Municipios en alerta

Varios intendentes del conurbano bonaerense observan con preocupación que algunos movimientos sociales que integran Unión por la Patria tengan la iniciativa de movilizar a sus partidarios frente a supermercados y empresas productoras de alimentos para reclamar comida. Un hecho que “se sabe cómo comienza, pero no como termina”.

Tras el urgente refuerzo alimentario que recibió La Matanza, a cargo del intendente peronista Fernando Espinoza. El presidente de la Federación Argentina de Municipios (FAM) decidió resignar parte del presupuesto que tenía previsto a las festividades de carnaval, para reasignarlas a las ayuda social que demandan unas 150 mil familias del populoso distrito. “El Municipio se está aggiornando para acompañar y contener a los vecinos con más necesidades. Para evitar que se caigan por la política que está implementando el gobierno de La Libertad Avanza”, describen desde la intendencia. 

Temas de esta nota:

REFUERZONIÑOSALIMENTACION

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO: