En el Gobierno nacional están trabajando para intentar neutralizar el impacto de la inflación en aquellos que sacaron créditos hipotecarios que se ajustan por UVA, al tiempo que pretenden darle un nuevo impulso a la construcción, actividad que cayó en picada en los últimos meses.

Por eso, según trascendió, el presidente Mauricio Macri anunciaría este viernes un paquete de medidas entre las que se destaca la implementación de un tope en la cuota si la inflación supera en un 10% al índice del salario. El monto por encima de ese techo se podrá pagar cuando la relación se invierta y los salarios le ganen a la inflación.

Además de los créditos hipotecarios, en el paquete -que tendrá unas nueve medidas- se incluirá el relanzamiento del sistema Procrear y planes de viviendas sociales. Aunque aún no está definida la modalidad, el anuncio lo realizará el propio mandatario.

En los últimos meses hubo una fuerte contracción de los créditos hipotecarios, sobre todo luego de la disparada del valor del dólar que se trasladó al precio de las propiedades. La baja de operaciones con créditos en el trimestre fue del 37,6%, y si se toma solo agosto la merma llega al 54,7% en comparación con el mismo mes de 2017.

Fuente: DIB