En Pilar, crece la preocupación por nuevos despidos a trabajadores del sector industrial, que marcan la grave situación que vive el distrito en materia laboral. Pese a tener uno de los Parques Industriales más grandes, en el municipio de zona norte se profundiza la crisis por la falta de trabajo.

Esta vez se trata de la autopartista Kromberg. El viernes último, una decena de trabajadoras fueron cesanteadas y aseguran que las bajas por goteo se vienen dando desde noviembre del año pasado.  

La escena es una más de las que, el distrito que gobierna el macrista Nicolás Ducoté, viene atravesando en el último tiempo. Es que, algunos meses atrás también fue llamativa la suspensión de 700 trabajadores de la planta FV, así como los casos de las empresas textiles pilarenses Yersiplast ITEVA y Color Pool, que a principio de año sumaron casi 150 despidos. En este caso, ante la caída de la industria automotriz, aumenta el desconcierto entre los empleados de Kromberg, que temen que en las próximas semanas lleguen más telegramas.

Desde la industria apuntaron contra la dura situación económica y la recesión que provocó Cambiemos. «En enero, hacíamos para Mercedes la misma producción que el año pasado y hace unos meses, bajamos de 70 a 30 mazos de cables por día, más de la mitad de la producción”, sostuvieron trabajadores de la planta. Luego agregaron: “Son muchos los rumores, que Mercedes va a cerrar una línea y que ésta empresa se va a ir de Pilar”. Asimismo, contaron que hasta hace cuatro años, había tres turnos de trabajo, mientras que en la actualidad solo queda uno.

La incertidumbre que viven los trabajadores de la planta se ve acrecentada con el panorama que se vive a nivel nacional y provincial, que indica que el desempleo superó los 2 dígitos después de 13 años, alcanzando el 10.1% de desocupación. Vale destacar que para el área denominada Partidos del Gran Buenos Aires, que comprende al distrito de Pilar, el desempleo es aún mayor: 12.3%.