En medio de un panorama electoral que a Cambiemos se le hace cada vez más cuesta arriba, crece la preocupación por el riesgo de perder algunos de los distritos del conurbano bonaerense, a manos del peronismo. Es el caso de Pilar, el municipio gobernado por Nicolás Ducoté en donde, a la mala gestión del Intendente, se suma el avance de Federico Achával, el candidato de Unidad Ciudadana que viene ganando fuerza.

El dirigente viene consolidándose no sólo en el distrito sino también con el apoyo del arco peronista. De hecho, en el último acto de Avellaneda, que reunió a dirigentes justicialistas de toda la Provincia, se pudieron ver los gestos y mensajes que le dedicaron figuras como Axel Kiciloff, Máximo Kirchner o Martín Insaurralde. Esta semana, el último en levantarle la mano fue Alberto Fernández quien tras compartir una reunión en el municipio afirmó que: «Pilar se recupera con Cristina y Achával».

Del otro lado, la gestión de Ducoté sigue sumando traspiés. El último: haber salido de viaje a Nueva York, junto a su esposa, en una de las semanas más críticas para la economía nacional, en medio de un paro general y cuando, desde Cambiemos, se viene pidiendo encarecidamente seguir una política de austeridad y de esfuerzo por no perder ni un sólo voto.

El Intendente ya había sido criticado por este tema, cuando se supo que hizo votar a sus concejales un proyecto para poder tomarse vacaciones ilimitadas «por un período de 14 días hábiles corridos, en cualquier momento del año», sin necesidad de pedir autorización al Concejo Deliberante. Esa medida fue la que le permitió salir esta vez del país, sin previo aviso.

Los desaciertos ponen cada vez más en riesgo al Intendente PRO. Lo mismo pasó hace poco, cuando en medio de la campaña de educación «Cada día cuenta» que lanzó la gobernadora, Ducoté anunció públicamente que «todas las escuelas están en condiciones de empezar» y a los pocos días un techo de la Escuela 25 de Los Cachorros cayó sobre la cabeza de dos niños, que terminaron hospitalizados.

La educación es uno de los temas que, hace tiempo cruzan al Intendente y a Achával. El dirigente opositor viene señalando el mal estado de las escuelas de Pilar y a principios de este año presentó el pedido de Emergencia Educativa que Ducoté rechazó. En una controvertida sesión el Intendente mandó a archivo el reclamo y las firmas de unos 4000 vecinos que se habían sumado a la iniciativa impulsada por Achával y su bloque.

Ducoté intenta pelear su puesto y mostrarse firme, pero no logra repuntar, y por el contrario, cada vez muestra estar más lejos de poder mantener la Intendencia en octubre.