Las ventas en el centro de Pilar volvieron a registrar una nueva caída en julio, en comparación al mismo mes de 2018. Se contrajeron un 3,58% en el séptimo mes del año, y ya van 15 meses seguidos de contracción. Según datos que releva cada 30 días la Cámara de Comercio de Pilar (SCIPA) todos los rubros medidos por la entidad dieron saldo negativo.

Indumentaria fue la actividad más golpeada, con una caída del 3,80%. Con una baja del 3,70% aparece, en tanto, Ferretería. Golosinas cayó un 3,60%; Juguetería y Alimentos y Bebidas disminuyeron 3,50%; mientras que Bazar y Regalos arrojó un saldo negativo de 3,40%.

Las estadísticas se desprenden del relevamiento que esta mañana dio a conocer la Sociedad de Comerciantes, Industriales, Propietarios y Afines de Pilar (Scipa), los cuales realiza para los índices nacionales que presenta la Cámara Argentina de la Mediana Empresa (CAME).

Con la de julio, es la 15 baja consecutiva que se registra en el comercio céntrico de Pilar, desde mayo del año pasado. Es más: julio es el mes en el que más cayeron las ventas, 10 décimas por encima del registro de junio. Es el retroceso más pronunciado en los últimos 32 meses y acumula un 21% anual.