El gobernador Axel Kicillof mantuvo este jueves un encuentro por teleconferencia con los intendentes bonaerenses en dos tandas: primero atendió a oficialistas y luego a opositores de la segunda, cuarta, quinta, sexta y séptima sección electoral, para dar detalles de la asistencia financiera para pagar salarios oficializada este jueves y para definir algunos detalles de la cuarentena administrada que contempla la apertura de nuevas actividades.

De las reuniones participaron también el jefe de Gabinete, Carlos Bianco, el ministro de Seguridad, Sergio Berni y la ministra de Gobierno, Teresa García.

Entre los oficialistas estuvieron por la segunda sección tomaron la palabra Ricardo Cassi (Colón) y Carlos Puglielli (San Andrés de Giles); por la cuarta Walter Torchio (Carlos Casáres) y Pablo Zurro (Pehuajó); por la quinta Alberto Gelené (Las Flores), Héctor Olivera (Tordillo) y Jorge Paredi (Mar Chiquita); por la sexta Marcelo Santillán (Gonzales Chaves) y Alejandro Acerbo (Daireaux); y por la séptima Hernán Ralinqueo (25 de Mayo) y Juan Carlos Gasparini (Roque Pérez).

“Abordaron el seguimiento de las nuevas solicitudes y protocolos para la nueva fase de administración del aislamiento social, preventivo y obligatorio, como así también los alcances del decreto de asistencia financiera a los municipios”, indicaron desde Gobernación en un comunicado.

Pasado el mediodía, y bajo la misma modalidad, Kicillof se comunicó con los jefes comunales de Juntos por el Cambio. Por la segunda sección los oradores fueron Javier Martínez (Pergamino) y Manuel Passaglia (San Nicolás); por la cuarta Pablo Petrecca (Junín) y Franco Flexas (Gral. Viamonte); por la quinta Maximiliano Suescun (Rauch) y Miguel Lunghi (Tandil); por la sexta Facundo Castelli (Puan) y Héctor Gay (Bahía Blanca); por la séptima Ezequiel Galli (Olavarría) y José Luis Salomón (Saladillo) y por la octava, Julio Garro (La Plata).

Cabe señalar que la Provincia oficializó este jueves la creación de un fondo especial para asistir financieramente a los municipios de la provincia de Buenos Aires, a los que en forma inmediata les distribuirá 1.000 millones de pesos para hacer frente a las dificultades económicas que les genera la pandemia del coronoavirus.

Lo hizo a través del Decreto 264 publicado en el Boletín Oficial, mediante el que Axel Kicillof creó el “Fondo Especial de Emergencia Sanitaria para la Contención Fiscal Municipal”, que tiene el objetivo de contribuir con el pago de sueldos de los empleados municipales para permitir así el sostenimiento de las prestaciones básicas de los municipios en el marco de la pandemia de Covid-19.

En forma inmediata, se asignarán a los 135 municipios un total de 1.000 millones de pesos distribuidos a través de Aportes del Tesoro Provincial (ATP) y en base al Coeficiente Único de Distribución (CUD). El financiamiento es combinado: en parte provendrá de recursos de Rentas Generales de la Provincia, pero también de portes del Tesoro Nacional. 

Fuente: DIB