Un proyecto de ley presentado en la Legislatura bonaerense busca modificar la Ley de Tránsito para que no se pueda renovar la licencia de conducir si se tienen infracciones pendientes de pago.

La iniciativa de Cambiemos plantea la modificación del artículo 8 de la Ley 13.927, Código de Tránsito de la provincia de Buenos Aires, en donde quedará debidamente explicitado que para el otorgamiento de licencias de conducir la autoridad competente no sólo deberá certificar que el interesado no esté inhabilitado sino que también tendrá que constatar que “no posee sanciones por infracciones cuya pena se encuentre pendiente de cumplimiento”.

“La modificación que proponemos apunta a dejar expresamente aclarado en la legislación provincial que la persona que quiera obtener la licencia de conducir no deberá tener infracciones pendientes. La necesidad de precisar esto surge a partir de una serie de recursos de amparo que se han presentado para que renovar la licencia más allá de que el interesado tengas multas impagas. El argumento ha sido que ese requisito tiene fines recaudatorios pero, claramente, ese no es el espíritu de la Ley”, explicó el diputado Guillermo Bardón.

Fuente: DIB