Luego de la multitudinaria movilización de la que participaron este miércoles sectores sindicales, políticos y sociales contra el gobierno, el diputado nacional del Frente Renovador Felipe Solá afirmó hoy que el líder de ese espacio, Sergio Massa, “va a tener que sumarse a la unidad del peronismo”.

“Sergio Massa va a tener que sumarse a la unidad del peronismo. Lo importante es la unidad para enfrentar al neoliberalismo”, sostuvo Solá.

De esta manera, el ex gobernador bonaerense le marcó la cancha a su jefe político, quien por el momento no dio indicios de querer sacrificar su alianza con Margarita Stolbizer para unirse a un dispositivo político con eje central en el peronismo.

Solá y Daniel Arroyo se desmarcaron de la línea massista cuando aceptaron participar del “Encuentro por la Unidad” peronista en la UMET, a la que también concurrieron representantes de Unidad Ciudadana y del randazzismo.

Junto a Facundo Moyano, estos dos dirigentes vienen tironeando en la interna del Frente Renovador para que Massa se arrime a la estrategia de unidad opositora en la que ya estarían comprometidos el kirchnerismo, el randazzismo y aliados del interior como los hermanos Rodríguez Saá.

El contrapeso lo marcan otros dirigentes del espacio como la jefa del bloque de diputados nacionales, Graciela Camaño, que no quiere saber nada con un acercamiento al sector que tiene como principal referente a Cristina Kirchner.

Quien quiere absorber al tigrense dentro del esquema de unidad peronista es el presidente del PJ nacional, José Luis Gioja.

Este jueves, el ex gobernador de San Juan aseguró: “Todos los que sientan la necesidad de unirse ante una agresión como la que sufre nuestro pueblo, tienen las puertas abiertas”.

“Me gustaría volver a ver de este lado a todos los dirigentes que alguna vez nos emocionamos cantando la marcha”, señaló Gioja en declaraciones a radio La Patriada.

El panorama bonaerense

Al hacer alusión al armado electoral en la provincia de Buenos Aires de cara al 2019, Solá dijo que “hay que mezclar juventud con gente más experimentada”, pero tomó distancia de una eventual candidatura suya a gobernador.

Al respecto, señaló: “En 2015 fui candidato a gobernador y perdí, pienso que hay que dejar el camino para otros candidatos”.

Pese a no impugnar al kirchnerismo como parte integrante de la nueva alianza para enfrentar a Cambiemos, cuestionó a la cúpula de La Cámpora.

“Con La Cámpora, Cristina (Kirchner) tuvo mucha militancia pero no tuvo buenos dirigentes”, apuntó en declaraciones a FM la Patriada.

Por otra parte, Solá criticó la gestión de la gobernadora María Eugenia Vidal y evaluó que “tiene un blindaje mediático muy grande y un buen manejo de la comunicación”.

“La educación e infraestructura de la provincia de Buenos Aires están igual o peor que con Scioli, no ha mejorado nada y tiene un presupuesto altísimo. La gestión no es buena, pero Vidal tiene un blindaje mediático muy grande y un buen manejo de la comunicación”, agregó.

Fuente: Noticias Argentinas