Desde el gobierno provincial insisten en eliminar el FIM del presupuesto 2018

El ministro de Infraestructura bonaerense, Roberto Gigante, confirmó ayer que el Presupuesto 2018 contemplará inversiones en obras por más de 30 mil millones de pesos, al tiempo que defendió, frente a los pedidos de la oposición, la eliminación del Fondo de Infraestructura Municipal (FIM), al considerar que las obras llegarán a los distritos por otras vías.

Gigante fue el segundo funcionario del Gobierno de María Eugenia Vidal que compareció ante el plenario de comisiones de Presupuesto de Diputados y Senadores, y dio detalles de las inversiones que prevé el Ejecutivo para el próximo año. En ese marco, indicó que su cartera contará con un presupuesto de 30.561 millones de pesos para ejecutar 861 obras, especialmente enfocadas en hidráulica.

En el encuentro, legisladores de la oposición insistieron en su reclamo por la reincorporación del Fondo de Infraestructura Municipal, que el año pasado repartió 8.500 millones de pesos vía coparticipación, pero para 2018 no fue incluido por el Gobierno.

Al respecto, el diputado del bloque FpV-PJ, Walter Abarca, aseguró que con el esquema que piensa el Ejecutivo las obras “van a quedar a discrecionalidad del ministro de Obras y de la Gobernadora”.

“Tanto que pregonaron en la campaña, donde dijeron que la Gobernadora iba a llevar la obra a todos los municipios, bueno eso no existe más. El FIM no existe más, ahora todo el recurso de obra pública lo va a manejar un ministerio”, remarcó.

Al respecto, al finalizar el encuentro Gigante sostuvo que desde el Ejecutivo “elevamos un presupuesto sin Fondo de Infraestructura, y no se va a reemplazar”. El ministro reconoció “la preocupación de los legisladores por si va a estar o no el Fondo de Infraestructura”, pero confirmó que “no, no va a estar”.

“El proyecto tiene una inversión en obra pública muy alta, el Fondo de Infraestructura era una metodología para hacer obra, pero la obra pública atraviesa el municipio, así que la obra la tendrán (los municipios)”, explicó el funcionario.

Además, especificó que “tenemos un presupuesto de 30.561 millones de pesos para obra pública y los municipios son los que se van a ver beneficiados. Es una inversión muy amplia que va a atravesar a todos los distritos”.

Pese a la negativa oficial, fuentes del Ejecutivo no cerraron las puertas a una negociación, en caso de que las conversaciones con la oposición en torno al nivel de endeudamiento queden estancadas. Sin embargo, advirtieron que el fondo del año pasado se giró a partir de la toma de deuda, por lo que consideraron que su reedición implicaría una mayor salida a los mercados, algo que la oposición, justamente, cuestiona.

En el Gobierno marcan también que los municipios incurrieron este año en una subejecución del FIM: sostienen que a fin de año quedará aún sin gastar el 40% de los 8.500 millones comprometidos para este año. Con ese argumento buscarán desalentar los reclamos.

 

Fuente: dib.com.ar

Comments

comments