La tarifa de los colectivos de corta distancia en el área metropolitana de Buenos Aires subirá desde el 1 de febrero de $6 a $8, la de los trenes saltará de $4 a $5,50 mientras que la del subte de $7,50 a $9,50, aunque habrá dos aumentos más en abril y junio, anunció esta mañana el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich.
Además, el funcionario destacó el lanzamiento del nuevo sistema multimodal de transporte urbano de pasajeros, denominado “Red SUBE”, que permitirá a los usuarios obtener descuentos de acuerdo con la cantidad de viajes que realice.
A la vez, Dietrich descartó que se vaya a aplicar un nuevo ajuste en el segundo semestre de 2018.
Después de casi dos años sin ajustes en los boletos, el pasaje de tren con tarifa social que actualmente se encuentra en $2 pasará a $2,75 el 1 de febrero; en abril se incrementará 25 centavos más, hasta los $3; y en junio sumará otros 25 centavos, hasta los $3,25.
En tanto, el pasaje de tren que en la actualidad se ubica en los $4 se irá el 1 de febrero a los $5,50; en abril se sumarán otros 75 centavos, hasta los $6,25 y en junio volverá a subir 50 centavos, hasta los $6,75.
A su vez el pasaje en colectivos -siempre en Capitaly Gran Buenos Aires- la tarifa se irá de $6 a $8 el 1 de febrero; ascenderá a $9 en abril y dará un nuevo salto hasta los $10 en junio.
Por su parte, el boleto en el sistema de subterráneos porteño subirá de $7,50 a $9,50 en febrero; se irá a $11 en abril y escalará hasta los $12,50 en junio, pero en este caso el ajuste debe ser refrendado en audiencia pùblica.
En conferencia de prensa, Dietrich dijo que el impacto de estos aumentos será amortiguado por la innovación de la nueva Red SUBE, un sistema integrado de tarifa que empezará a funcionar el mes próximo con descuento del 50% en la primera combinación y del 75% a partir de la segunda.
“Estamos llamando a una consulta ciudadana que va a estar publicada en Internet desde mañana. Escucharemos todas las voces hasta el 24 de enero”, puntualizó el ministro.
Por otra parte, el funcionario explicó que el nuevo sistema multimodal de transporte urbano de pasajeros, “Red SUBE”, contará con un descuento del 50% para la primera combinación y del 75% a partir de la segunda.
“Estamos lanzando la Red SUBE, que es un nuevo sistema de transporte integrado que comenzará a funcionar el 1 de febrero, para que los que viajan más paguen menos”, resaltó.
A su criterio, este sistema “se trata de un cambio estructural en el sistema de transporte del área metropolitana de Buenos Aires donde todos los días se registran 15 millones de viajes entre colectivos, trenes y subtes.
“Muchísimos de estos viajes son de más de 4 horas con combinaciones en distintos medios de transporte”, enfatizó.
A la vez, explicó que los pasajeros no deberán hacer trámites para recibir los descuentos por combinación, dado que se realizarán de forma automática a través de la tarjeta SUBE.
“Es importante destacar que para recibir los beneficios de la Red SUBE no hay que hacer ningún trámite ni llenar formularios, sino con la misma tarjeta del Sistema Único de Boleto Electrónico (SUBE)”, dijo el funcionario.
Y añadió: “cuando apoyes la tarjeta SUBE para hacer una combinación, el sistema te va a devolver la mitad del costo del pasaje y cuando realices la segunda o tercer combinación, te devolverá el 75% del valor de ese boleto”.
Según Dietrich, esta política le permitirá al Gobierno seguir realizando obras como el Metrobus de la localidad bonaerense de Morón, que arrancará en los próximos días; seguir pavimentando calles de tierras, instalando cámaras en los colectivos para incrementar la seguridad de los pasajeros y trabajadores.
También, garantizó que los subsidios estatales destinados al transporte urbano de pasajeros de corta distancia se mantienen entre el “60% y 62%”.
Según precisó, en un viaje de 30 cuadras el pasajero en Capital Federal y Gran Buenos Aires pagará el boleto correspondiente a las primeras 12 cuadras, mientras que el Estado se hace cargo de las siguientes 18 cuadras.
“Tenemos el objetivo de en 2020 unificar los criterios de subsidios entre el interior y la zona metropolitana”, afirmó.
En este marco, el ministro justificó el ajuste, al señalar que “era necesario actualizar las tarifas para compensar la inflación”.
“Hace dos años que no modificamos las tarifas del transporte. Y ahora haremos una actualización tarifaria de forma gradual, escalonada, penando en los que más lo necesitan”.
El funcionario subrayó que “estamos presentando un cambio estructural en el transporte del área metropolitana, donde se realizan 15 millones de viajes por día. Y muchos de esos viajes duran más de cuatro horas”.
“Una persona que viaja de Lanús a Buenos Aires, hoy toma colectivo, tren y colectivo, ese viaje cuesta 14 pesos. A partir del 1 de febrero con la red Sube ese mismo viaje costará 11,38 pesos. Valdrá menos”, ejemplificó.

 

Fuente: Noticias Argentinas