Diputados nacionales del kirchnerismo recibieron a trabajadores despedidos de Ferrobaires y exigieron la reincorporación de la planta de empleados que trabajaba bajo la órbita de la provincia de Buenos Aires.

Los trabajadores, que denunciaron unos 1.300 despidos, fueron recibidos ayer en el Congreso por integrantes del bloque de diputados FpV-PJ, que conduce Agustín Rossi. Del encuentro participó Lorenzo Pepe, exdiputado nacional e histórico dirigente ferroviario.

A un mes de que se efectivice la disolución de Ferrobaires, sólo el 40% del personal fue reubicado en Trenes Argentinos Operaciones (Sosfe), mientras que los trabajadores restantes, unas 1.300 personas, comenzaron a recibir telegramas de despido, jubilaciones anticipadas u ofrecimientos de “retiros acordados”.

Esto generó el reclamo en varios puntos del interior bonaerense, que perderían el único servicio ferroviario con el que cuentan.

 

Fuente: dib.com.ar